Definición de nutriterapia

0
2150

Definición de nutriterapiaUn poco de historia

Ya en la antigua China, hace más de cinco mil años, se observó que el consumo de algas era beneficioso para los portadores de bocio. Ahora sabemos que aprovecharon el yodo contenido en estas algas.

Los romanos se dieron cuenta de que beber el agua en la que mantenían frescas sus armaduras les daba más energía. En Francia, además, la deficiencia de hierro todavía se conoce como deficiencia “marcial”, llamada así por el dios romano de la guerra.

En cuanto a los griegos, recomendaban el ajo, la cebolla, la manzana como medicina…

Finalmente, Hipócrates promulgó su famoso «Que tu comida sea tu medicina». Hace más de dos mil ochocientos años.

Fue en el siglo XIX cuando empezamos a reconocer las diferentes categorías de moléculas que nos componen: proteínas, lípidos y carbohidratos. Luego, a finales del siglo XIX y principios del XX, se afinó la bioquímica y descubrimos la importancia de los elementos en menor cantidad en el organismo: los minerales (llamados oligoelementos cuando se encuentran en muy poca cantidad) y las vitaminas, lo cual finalmente comprendimos que la carencia podía ser fatal y provocar enfermedades como escorbuto, beriberi, pelagra, raquitismo, anemia…                                                   

La medicina del siglo XX ha evolucionado de forma espectacular, tanto gracias a los avances de los siglos anteriores como por técnicas y tecnologías médicas innovadoras, fármacos y moléculas químicas cada vez más potentes.

Gracias a estos avances médicos, combinados con una clara mejora de la higiene de vida en nuestros países, y sobre todo gracias a la reducción del consumo de calorías, la esperanza de vida ha experimentado importantes avances en las últimas décadas. Basta con mirar el último informe de la OMS o las estadísticas del Banco Mundial para convencerse. En su informe de 2014, la OMS cita: “Una niña nacida en 2012 puede esperar vivir un promedio de 72,7 años y un niño nacido en el mismo año 68,1 años. Esto es seis años más que la esperanza de vida promedio global para un niño nacido en 1990”. Según el Banco Mundial, en 2012 Bélgica superó el listón de los 80 años de esperanza de vida al nacer para la media de su población. Esto es lo que nos hace felices.

Y todavía…

Estamos viendo una disminución en muchos países. La esperanza de vida de las mujeres estadounidenses se redujo en 2 años, el año pasado en Francia aumentó la mortalidad general.

Además, la esperanza de vida con buena salud se está estancando. Las enfermedades cardiovasculares acaban con la vida de 17,3 millones de personas al año, el cáncer, cuya frecuencia está aumentando de forma muy preocupante, incluso entre los niños, provoca 8,2 millones de muertes al año y la diabetes 5,1 millones.

En un expediente de marzo de 2015, la OMS subrayó además que 47,5 millones de personas padecen demencia en el mundo y que cada año se declaran 7,7 millones de nuevos casos. La enfermedad de Alzheimer, la causa más común de demencia, sería la causante del 60 al 70% de los casos.

Finalmente, el número de casos de obesidad se ha duplicado desde 1980. En 2014, más de 1900 millones de adultos (personas mayores de 18 años) tenían sobrepeso, de los cuales más de 600 millones eran obesos.

Aún más preocupante, 42 millones de niños menores de cinco años tenían sobrepeso u obesidad en 2013.

Todas estas enfermedades son llamadas “enfermedades de la civilización”

El hombre, al “civilizarse”, ha logrado enfermarse a través de sus elecciones alimenticias, la contaminación, la inactividad física, el estrés y la alteración de la calidad del sueño.

Con los métodos brutales de la agricultura intensiva y el uso excesivo de fertilizantes y productos químicos, el suelo se ha empobrecido terriblemente. Nuestras plantas han perdido así gran parte de su riqueza nutricional. Al favorecer monocultivos mal elegidos (cereales con gluten, maíz proinflamatorio, etc.) y una política de cría intensiva, las industrias agroalimentarias han invadido el mercado de productos patógenos. Además, los métodos modernos de conservación, preparación, refinado y cocción a alta temperatura, así como el uso de aditivos alimentarios, han deteriorado aún más la calidad nutricional de los alimentos. Por no hablar de la llegada de preparados demasiado dulces, demasiado salados y con un alto contenido en grasas saturadas, trans u omega 6, que han transformado la alimentación en un auténtico generador de patologías.

Desde la década de 1950, el papel esencial de los macronutrientes y micronutrientes en la prevención, tratamiento o co-tratamiento de numerosas patologías ha sido destacado por decenas de miles de estudios experimentales, epidemiológicos y clínicos.

Ya en las décadas de 1950 y 1960, Roger Williams, descubridor de la vitamina B5, y Linus Pauling, químico estadounidense con dos premios Nobel, destacaron la posibilidad de una medicina ortomolecular que actúa a partir de sustancias fisiológicamente activas (vitaminas, minerales, oligoelementos, ácidos grasos esenciales , aminoácidos), para corregir el funcionamiento de los genes (lo que ahora se llama «nutrigenómica») y las células.

De esta ola de trabajo nació una nueva disciplina:

NUTRITERAPIA,

Una disciplina que habla al cuerpo con su propio lenguaje, con moléculas que lo componen (aminoácidos, ácidos grasos, vitaminas, minerales, etc.) y que le permiten funcionar, y moléculas similares, derivadas de la bioquímica vegetal.

POR LO TANTO, LA NUTRITERAPIA NO ES UNA MEDICINA ALTERNATIVA.
SE BASA EN LA BIOQUÍMICA, DE LA QUE ES LA APLICACIÓN PRÁCTICA.

Bienvenida y contextualización

Introducción al contexto médico

  • Maquinaria médica actual centrada en la “guerra contra la enfermedad”: antibióticos, antiinflamatorios, analgésicos, febrífugos, antihistamínicos, hipolipemiantes, antihipertensivos, antidepresivos, etc…
  • Éxito innegable, pero quiebra a nivel de salud pública, porque las enfermedades se tratan mejor, pero su frecuencia va en aumento (salvo un ligero descenso en la incidencia cardiovascular). Explosión de sobrepeso, síndrome metabólico y diabetes, en grupos de edad cada vez más bajos. Crecimiento exponencial de intolerancias alimentarias, alergias, enfermedades inflamatorias. Duplicación del número de cánceres cada 20 años, 5% más franceses en quimioterapia cada año. Explosión de Alzheimer y otras enfermedades degenerativas también ligadas al envejecimiento de la población. Abuso de drogas y procedimientos médicos injustificados. Costes y consecuencias insoportables: varios millones de días de hospitalización por los efectos secundarios de los medicamentos, aproximadamente 20.000 muertes al año + 750.000 infecciones nosocomiales asociadas a 10.000 muertes adicionales (el abuso de antibióticos es la principal causa de aparición de bacterias resistentes a los antibióticos). A los ancianos se les administran sistemáticamente ansiolíticos e hipnóticos para ser mejor “manejados”. En promedio, una persona mayor toma 6 medicamentos al día. Un estudio de todos los expedientes de la Seguridad Social de pacientes mayores de 80 años demuestra que consumen ¡más de 10 al día! Sin embargo, una de las reglas básicas de la farmacología es que con más de 3 fármacos, las interacciones son incontrolables. A los ancianos se les administran sistemáticamente ansiolíticos e hipnóticos para ser mejor “manejados”. En promedio, una persona mayor toma 6 medicamentos al día. Un estudio de todos los expedientes de la Seguridad Social de pacientes mayores de 80 años demuestra que consumen ¡más de 10 al día! Sin embargo, una de las reglas básicas de la farmacología es que con más de 3 fármacos, las interacciones son incontrolables. A los ancianos se les administran sistemáticamente ansiolíticos e hipnóticos para ser mejor “manejados”. En promedio, una persona mayor toma 6 medicamentos al día. Un estudio de todos los expedientes de la Seguridad Social de pacientes mayores de 80 años demuestra que consumen ¡más de 10 al día! Sin embargo, una de las reglas básicas de la farmacología es que con más de 3 fármacos, las interacciones son incontrolables.
  • La industria farmacéutica ha “manipulado” a los médicos ya las autoridades para bajar los estándares, por ejemplo, el colesterol, e “inventar” nuevas enfermedades, en particular las psiquiátricas (DSM IV).
  • La mayoría de los medicamentos son sintomáticos y no curativos. Esta ineficacia curativa conduce a adicciones a largo plazo. Ej: ansiolíticos en lugar de magnesio. Casi todos los fármacos tienen efectos antinutricionales que no se tienen en cuenta (raras excepciones como el potasio con los corticoides), que es una de las principales causas de los efectos secundarios. Los efectos secundarios de los medicamentos benefician a la industria farmacéutica porque conducen a la prescripción… de otros medicamentos.
  • Para comercializar nuevos medicamentos, la industria no publicó estudios negativos y ocultó efectos secundarios (por ejemplo, estatinas, Vioxx, antidiabético Avandia, al que se le atribuyen 83.000 infartos en EE. UU. y que fue retirado discretamente del mercado francés, Mediator, pastillas que provocan infartos, Depakine para embarazadas, etc.).
  • La relación riesgo/beneficio del medicamento se ha deteriorado en general.
  • La Alta Autoridad de Salud (HAS) en 2011, tras el escándalo del Mediador, pidió «salir de toda medicación» y recomienda comenzar con nutrición, actividad física y terapias psicológicas…
  • Pero en la práctica, los médicos no están formados ni en el dominio ni en la prescripción de estas herramientas, lo que exigiría una profunda reforma no sólo de la docencia, sino de la consulta. La consulta preventiva sigue sin reembolsarse. Las tarifas actuales no permiten pasar tiempo con el paciente que permitiría un abordaje tan integral. Algunos fondos de salud y de seguros mutuos se están moviendo en esta dirección.
  • Se trataría de dominar no solo las herramientas del diagnóstico y la «guerra contra la enfermedad», sino también las herramientas de la promoción de la salud, la restauración de la energía, el diagnóstico y la corrección de los desequilibrios dietéticos y los déficits nutricionales, el fortalecimiento de la defensas inmunológicas, antiinflamatorias, antitóxicas, capacidades de reparación, adaptación y curación, diagnóstico de patologías ambientales, protocolos de saneamiento ambiental (trabajo, transporte, hogar, cocina, etc.), protocolos de reducción de adicciones, incluida la drogodependencia, compensación por los efectos antinutricionales de los fármacos, herramientas para el manejo del estrés, optimización del sueño, técnicas de entrenamiento a largo plazo incluso en el campo de la actividad física, etc….

Implicaciones para los médicos

  • Nuevas competencias integradas en la formación básica, nuevas profesiones que respondan a las necesidades reales de salud de la población: ej.: fatigólogo/estresólogo, prevencionista, médico preconcepcional, etc., el médico puede ser conductor, prescribiendo y coordinando a otros actores en nutrición, deporte, medicina ambiental, ergonomía, psicoterapia…
  • Deben revisarse las especificaciones, los medios y las facultades otorgadas a oficios teóricamente dedicados a estos fines, pero que actualmente no cuentan con los medios, como medicina escolar, medicina del trabajo.

Redefiniendo la consulta:

Una consulta debe incluir después de escuchar el motivo, un tiempo de exploración sistemática de los componentes nutricionales, ambientales, vitales, psicológicos del paciente (parte de estos datos podrían ser recogidos previamente mediante cuestionarios en Internet), el examen clínico, la prescripción de análisis relevantes y componentes prioritarios del tratamiento. Debe ir seguido de una progresión a largo plazo del tipo coaching, es decir, registrar el progreso del paciente desde donde empezó, para hacerlo progresar por etapas a largo plazo. Interés de un «libro de ruta» que permita al paciente seguir su evolución.

Definición de nutriterapia

La nutriterapia optimiza funciones, previene y co-trata patologías a través de:

  • técnicas de cambio de comportamiento dietético
  • el diagnóstico y corrección de déficits y sobrecargas nutricionales,
  • el uso farmacológico de alimentos, vitaminas, minerales, ácidos grasos, aminoácidos, fitonutrientes,

Objetivos de la nutriterapia:

  • Promoción de la salud: restauración energética, evaluación y corrección de desequilibrios dietéticos y déficits nutricionales, técnicas de coaching, sensibilización sobre la contaminación ambiental (trabajo, transporte, hogar, cocina, etc.),
  • Optimización de funciones: energía, peso y composición corporal, solidez del esqueleto, articulaciones, tendones, funciones digestivas, absorción, metabolismo, eliminación, defensas antiinfecciosas e inmunitarias en general (funciones en cánceres), protección antiinflamatoria, modulación hormonal , reproducción (fertilidad masculina y femenina, embarazo, parto), crecimiento físico y desarrollo cerebral, rendimiento físico e intelectual, resistencia al estrés, concentración, estado de ánimo y capacidad de decisión y adaptación, desintoxicación, reparación (ADN, proteínas, membranas celulares, tejidos, vasos, corazón, cerebro, piel, tendones, cartílagos, músculos, etc.), ralentizando el envejecimiento y longevidad con buena salud…,
  • Prevención de alteraciones de células germinales, preservación del patrimonio genético y de las capacidades reproductivas, prevención de patologías agudas (infecciosas, alérgicas, etc.) y crónicas (EM, degenerativas: cánceres, enfermedades cardiovasculares, etc.),
  • Reducción del consumo de medicamentos y procedimientos médicos, reducción de los efectos secundarios de los medicamentos (compensación por efectos antinutricionales y factores protectores) y procedimientos médicos (por ejemplo, irradiación durante una tomografía computarizada, infecciones nosocomiales),
  • Tratamiento y cotratamiento de patologías ya sean genéticas, agudas, crónicas o degenerativas. Cualesquiera que sean las herramientas utilizadas: alopatía, cirugía, quimioterapia, radioterapia, psicoterapia, fitoterapia, acupuntura, osteopatía, homeopatía, etc., un paciente cuya energía no ha sido restaurada y cuyos déficits y sobrecargas nutricionales no han sido corregidos no puede beneficiarse plenamente. del potencial terapéutico de estas técnicas,
  • Además, los alimentos y nutrientes tienen efectos farmacológicos que permiten reducir las dosis de estos tratamientos y por tanto sus efectos secundarios.

Medios de nutriterapia (y medios complementarios)

  • Alimentación (hasta ahora la dietética ha sido mayoritariamente privada: calorías en caso de sobrepeso, azúcar en caso de diabetes, sal en caso de hipertensión, caza en caso de gota, etc.)
  • Los consejos nutricionales tienen una eficacia casi nula (la conducta alimentaria es ante todo una conducta reptiliana y emocional),
  • Las dietas a corto plazo tienen un interés muy limitado,
  • Por lo tanto, se trata más bien de dar consejos positivos: resaltar lo que se puede ganar, una buena comida expulsa a una mala (cuando se come pescado no se come carne, etc.),
  • Se trata pues de introducir, de forma gradual pero sostenida, nuevos hábitos,
  • Esto requiere el dominio de técnicas de cambio de comportamiento que el paciente se apropie,
  • Esto requiere la capacidad de reequilibrar las conductas instintivas y adictivas (dulce, alcohol, tabaco, etc.) mediante la modulación de los sistemas serotoninérgicos, así como los hábitos (condicionamiento endorfínico) y los mecanismos de “depredación desplazada”.
  • Suplementos nutricionales: vitaminas y minerales, ácidos grasos, aminoácidos y fitoquímicos (tres niveles: dosis nutricional, corrección de carencias, farmacológico),
  • Medios complementarios: reducción de la carga tóxica (ambiente y desintoxicación), fitoterapia, programas de actividad física, ergonomía, técnicas energizantes, masajes, osteopatía, tratamientos de spa, herramientas para el manejo del estrés, psicoterapia, grupos de apoyo y asociaciones de pacientes, etc.

Intereses de la nutriterapia

  • La nutriterapia habla al cuerpo en su propio lenguaje con moléculas: aminoácidos, ácidos grasos, vitaminas, minerales, etc. que lo componen y le permiten funcionar, lo que explica en gran medida una relación beneficio/riesgo desde el principio muy superior a la de cualquier xenobiótico intervención,
  • La nutriterapia no es una medicina alternativa, se basa en la bioquímica de la que es la aplicación práctica y está avalada por decenas de miles de estudios epidemiológicos y de intervención,
  • La nutriterapia tiene un poder considerable en la prevención, muy poco abordado por la alopatía,
  • La nutriterapia es una forma de prolongar la vida saludable.
  • La nutriterapia es en todo caso ineludible, incluso cuando no puede, por sí sola, tratar una patología, las otras técnicas no pueden ahorrar a nivel energético, y la dinamización de los procesos celulares es esencial para la reducción de los efectos secundarios de estas técnicas y su eficacia. ,
  • Une grande partie de la nutrithérapie repose sur des modifications des choix alimentaires, la première intervention incontournable, associée à des techniques de respiration, d’injection de mouvement dans le quotidien, d’outils de gestion du stress, d’assainisssement de l’environnement , d’optimisation du sommeil, etc…., tout ceci étant associé à du plaisir et un confort de vie augmenté, contrairement à certaines prises de médicaments, hospitalisations, procédures médicales auxquelles on n’a recours que lorsqu’on est obligé de le hacer,
  • El placer es un componente esencial (validado por estudios) del tratamiento,
  • El enfoque positivo del consejo dietético asociado a la apropiación de técnicas de cambio de comportamiento repercute en todas las capacidades de la persona para vivir mejor y su capacidad de curación,
  • Muchas recomendaciones están asociadas al placer: por ejemplo, chocolate negro, vino tinto en dosis moderadas, etc.
  • El placer de comer es, de hecho, una parte integral del proceso, el entrenamiento de la degustación tiene muchos efectos positivos (por ejemplo, saciedad, digestión, etc.),
  • Los complementos alimenticios sólo están justificados si no se puede conseguir el aporte nutricional óptimo a través de la alimentación, si se aumentan las necesidades (ej: crecimiento, embarazo, deporte, etc.), si se necesita una dosis correctora de carencias o farmacológica, si la farmacología requiere una toma separada de los alimentos (por ejemplo, aminoácidos precursores de neurotransmisores),

La evolución del universo al hombre.

El conocimiento del origen del Universo, de la Tierra, de la Vida, del Hombre, de las funciones biológicas es fundamental para terapeutas y pacientes, porque es la base sobre la cual la apreciación puede motivar todos los cambios nutricionales y de estilos de vida rentables.

Una persona que no percibe el lado “mágico” de su existencia, no se ama a sí misma, no está motivada para dejar de fumar, comer mejor, tomar complementos alimenticios, respirar conscientemente, moverse, adquirir herramientas, no controlar el estrés, toxinas,…

AutorJean-Paul Curtay

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.